Saltar al contenido

Los buscadores de metales encontraron un tesoro de la época colonial en Rosario

Macuquinas de plata, balas de cañón, medallas jesuitas y partes de armas de carga con hocico, de los siglos XVI y XVII, son algunas de las piezas encontradas en esta ciudad de Santa Fe. "Esta actividad no es lucrativa, es un hobby", indicó uno de los "detectoristas".

Los buscadores de metales encontraron un tesoro de la época colonial en Rosario

Los buscadores de metales encontraron un tesoro de la época colonial en Rosario

Macuines de plata, balas de cañón, medallas jesuitas y partes de cañones de carga con hocico de los siglos XVI y XVII son algunas de las piezas encontradas bajo tierra en Rosario y sus alrededores por los modernos «detectives» o buscadores de objetos históricos. En la ciudad de Rosario hay unos 50 «Detectoristas», como se llaman a sí mismos, porque para encontrar objetos metálicos bajo tierra utilizan exactamente un instrumento electrónico llamado detector de metales. «Esta actividad no es lucrativa, es un hobby, pero genera adrenalina con la expectativa de encontrar un objeto metálico o un tesoro bajo tierra», dijo Alberto Chiaramonte, un ‘detective’ local con un trabajo y algunos hallazgos importantes.

Chiaramonte, que comenzó hace seis años con un simple detector «sin saber nada de la actividad», dijo que finalmente se había convertido en «un estudiante de las monedas y armas históricas» que encontró bajo tierra en Rosario y Entre Ríos. Explicó que los hallazgos más importantes incluyen «macuquinas de los siglos XVI y XVII, balas de cañón, algunas partes de armas de carga con hocico, estribos, balas de carga con hocico, hebillas y medallas jesuitas». «Las más interesantes son las macuquinas, las primeras monedas hechas en América, que no tienen la forma redonda de las monedas actuales, sino que son piezas de metal (plata) acuñadas con un sello», explicó.

«Lo más importante de estas monedas, que fueron hechas en Potosí y Lima, fue el peso, los gramos de plata», dijo, añadiendo que las macuquinas fueron encontradas en esta zona «porque Rosario era un puesto de diligencias en ese momento». Dijo que las monedas encontradas «llevan la fecha y el monograma del rey, las monedas semirreales llevan el monograma de Felipe V, lo que indica que fueron hechas entre 1720 y 1740». En este sentido, Chiaramonte dijo que hace unos días, junto con otros «detectives» de Rosario, en un campo cercano a esta ciudad, encontraron «una macuquina, estribos y una moneda de plata acuñada en Bolivia».

«De los informes de los historiadores concluimos que un ejército estaba acampado allí», dijo. También dijo que cerca de Rosario «se encontraron monedas de Paraguay, hebillas del ejército y monedas acuñadas en la provincia argentina de La Rioja». «Tan pronto como Potosí dejó de ser parte de Argentina, se estableció una casa de moneda en La Rioja», dijo.

Por otra parte, Chiaramonte dio detalles del detector utilizado para encontrar objetos bajo tierra: «El dispositivo tiene una bobina (la parte plana que va contra el suelo) y emite una señal a una determinada frecuencia. «En la parte superior, otra bobina recibe la información y emite diferentes tonos dependiendo del metal y una identificación digital (ID). La cosa es que no se puede saber qué tipo de metal es porque el aluminio y el oro suenan igual», dijo.