Saltar al contenido

Alberto Fernández: «El peronismo siempre ha mantenido la regla de ser leal a su pueblo

Esto fue declarado por el Presidente en la conmemoración del Día de la Lealtad, que tuvo lugar este sábado en la sede de la CGT.

En el marco de la conmemoración del Día de la Lealtad, el presidente Alberto Fernández declaró este sábado que hoy «ha comenzado el tiempo de la reconstrucción» del país, y al mismo tiempo hizo un llamado a la unidad de la sociedad para «sanar a la Argentina y volver a ponerla en pie» sin resentimientos ni odios.

«Comenzamos hoy en una época diferente, comenzamos la época de la reconstrucción de Argentina. Vamos a poner de pie a la colapsada Argentina. Vamos a curar esta Argentina que se está enfermando, sin odio ni resentimiento», dijo el presidente durante el acto que tuvo lugar el 17 de octubre de 1945 en la sede de la CGT, cuando una masiva movilización de trabajadores llenó la Plaza de Mayo para exigir la liberación del entonces coronel Juan Domingo Perón.

«Hoy es un día muy especial para los que somos peronistas. El 17 de octubre no es sólo un día para todos. Fue el día en que la gente entendió que había alguien que los cuidaba.

En su discurso de 20 minutos, Fernández destacó: «Vamos a poner fin a esta Argentina de odio porque creemos en la diversidad, porque una sociedad que sólo tiene un discurso no es buena y tendremos todos los derechos.

Alberto Fernández pidió un compromiso renovado de…

«Llamaremos a todos los argentinos a estar unidos, porque el mundo nos exige unidad, porque la pandemia no ha terminado y no hemos resuelto el problema del virus», agregó.

Junto con la dirección sindical de la CGT, funcionarios nacionales, gobernadores, legisladores y intendentes, Alberto Fernández dijo que «el virus está avanzando, pero no nos está derrotando porque estamos parados y unidos.

En una breve cita histórica sobre el inicio del peronismo, Fernández recordó que «todo comenzó en una situación que se asemeja al presente» del país, y que luego «durante los años del peronismo hubo momentos en que gran parte de la sociedad que había sido olvidada comenzó a tener derechos, y el trabajo con el bono y las vacaciones se hizo digno».

«Cuando la gente vio a su coronel, que había dado derechos y reconocido un lugar en la sociedad, encarcelado, salió a las calles a demandar a Perón, y la historia cambió para siempre. Todos entendieron que había una Argentina invisible y que muchos creían que no existía, pero de repente apareció», dijo.

Refiriéndose a la historia del movimiento nacional de justicia, el presidente dijo que «hicieron una y mil veces lo necesario para que el peronismo desapareciera de la tierra, y no pudieron hacerlo porque el peronismo se metió en las entrañas de la gente y les dio derechos.

«Han pasado 75 años y el peronismo siempre ha mantenido la regla de la lealtad a su pueblo», dijo, al tiempo que subrayaba que «el peronismo siempre ha respetado las reglas de la solidaridad».

En esta línea el jefe de Estado dijo: «Perón y Evita siempre han sido leales a su pueblo. Luego vino Néstor (Kirchner) años más tarde, y su lealtad al pueblo permitió a muchos recuperarse de los que habían sufrido la crisis de 2001. Luego vino Cristina (Kirchner), y le dio a las minorías derechos como nadie durante la democracia.

Durante su discurso, Fernández hizo un chiste: «Dios debe ser peronista, porque gracias a Dios el peronismo reina en la Argentina en estos momentos de pandemia, porque en todos estos meses nuestra mayor preocupación es que nadie sufra más de lo que ya está sufriendo la pandemia.

Con exuberancia, el Presidente afirmó que estaba convencido de que «hay un país que merecemos».

«Este acto no es el anti-banner», añadió, refiriéndose a las manifestaciones de la oposición. Y añadió: «Sepan que nacemos del amor a Perón y Evita, no hay odio ni resentimiento, sino el deseo de poner en pie a la Argentina de una vez por todas».

17 de octubre: lo que será la marcha virtual del peronismo donde…

Mientras tanto, la Vicepresidenta Cristina Fernández no asistió al evento de la CGT, pero desde sus redes sociales pidió «que la lealtad a las creencias, a las personas y al país permanezca inalterable en tiempos de pandemia». Con la misma pasión y amor de siempre».

El evento en la CGT fue parte de un día de conmemoración que incluyó la visita de Alberto Fernández y del Gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof, a la isla de Martín García, donde Perón fue encarcelado unos días antes del 17 de octubre de 1945.

Entre las actividades para el Día de la Lealtad figuraba una movilización virtual a través de una plataforma especialmente diseñada para la ocasión, pero que no pudo llevarse a cabo debido a «un ataque informático masivo» que «colapsó el sitio web», como denunciaron los organizadores, de modo que el evento sólo se vio a través de las redes sociales.