Saltar al contenido

Con la llegada del FMI, el Gobierno define la nueva fórmula para aumentar las pensiones

La misión de la organización internacional llega mañana al país y se supone que, en este marco, el Ejecutivo ultimará los detalles relativos al nuevo cálculo del patrimonio de los jubilados, que representa el 50% del gasto público.

Con la llegada del FMI, el Gobierno define la nueva fórmula para aumentar las pensiones

Con la llegada del FMI, el Gobierno define la nueva fórmula para aumentar las pensiones

El Frente de Todos está ultimando los detalles de la nueva fórmula de movilidad en la jubilación para enviar el proyecto de ley al Congreso y convertirlo en ley antes de fin de año. Aunque los que trabajan en la iniciativa son reacios a dar detalles del nuevo cálculo, esperan que sea similar al que prevaleció durante la administración de Cristina Kirchner. Todo indica que tendremos que esperar las conversaciones con la misión del FMI que llega mañana a Argentina para avanzar en el tema.

«Nos reunimos con los legisladores (el Frente de Todos) y los miembros del ejecutivo», dijo el eurodiputado Marcelo Casaretto, quien preside la comisión mixta encargada de presentar al Congreso la nueva fórmula de actualización de los activos de las pensiones.

Cabe recordar que desde diciembre del año pasado, la fórmula sancionada durante la era Macrista, como parte de la sanción económica de emergencia, ha sido suspendida, inicialmente por seis meses. Sin embargo, en medio de la pandemia de Covid 19, esta suspensión se prorrogó por seis meses más diciembre, razón por la cual se hicieron ajustes por decreto durante el año.

Como ha sabido El Cronista, una vez que se haya llegado a un acuerdo entre los órganos legislativos del gobierno y los funcionarios del ejecutivo sobre la nueva fórmula, ésta será presentada a la comisión mixta presidida por el Presidente de Entre Ríos, que se reunió con expertos en casi 15 ocasiones durante el año para analizar las distintas opciones y variables a tener en cuenta en el cálculo de casi el 50% del gasto público.

También hay otra información que debe tenerse en cuenta. Y tiene que ver con el hecho de que mañana llega a Argentina una misión del FMI que se centrará precisamente en la agenda fiscal, monetaria y estructural de las autoridades para el futuro a medio plazo.

Es probable – «un hecho» para muchos – que la cuestión de las pensiones se plantee durante las negociaciones, por lo que los detalles de la fórmula, que será la misma que la del gobierno de Cristina Kirchner, pero «tocada», se conocerán después de la visita de los miembros de la organización internacional.

«Mañana llega la misión del FMI, así que habrá noticias más tarde», dijo riéndose un diputado de la oposición que ha estado siguiendo el tema de cerca.

«Es la fórmula de la Coca-Cola», dijo Casaretto cuando se le preguntó sobre los detalles de la iniciativa, que debe ser debatida en el Congreso para convertirse en ley antes de que finalice el año en que la suspensión de la fórmula expire en 2017.

Similar a CFK

Si hay algo que el gobierno está anticipando en términos del recálculo – que prometió presentar al Congreso en septiembre – es que será similar al que gobernó hasta 2017. Es decir, combinaría el 70% para la variación de los salarios (ripte) y el 30% para la recaudación de los fondos de la seguridad social. Mientras tanto, la macrofórmula era un 70% de inflación y un 30% de maduración.

En cualquier caso, según fuentes parlamentarias – tras una serie de peticiones, entre ellas la de Juntos por el Cambio – el gobierno analizaría que el cálculo final también tendría en cuenta la inflación entre las variables a tener en cuenta para mantener el poder adquisitivo de los pensionistas.

Además de la nueva fórmula, el partido gobernante pretende sancionar el nuevo consenso fiscal y la anunciada reforma tributaria antes de fin de año, que podría incluir el famoso «impuesto sobre el patrimonio» que se ha anunciado desde abril y que, aunque ya ha sido aprobado por el Comité de Presupuesto y Finanzas, nunca ha sido debatido en la Cámara de Representantes.

Para tratar estos y otros asuntos pendientes, ya es un hecho que se celebrarán sesiones extraordinarias, al menos en la Cámara de Representantes.