Saltar al contenido

Efecto AstraZeneca: 17 países estaban interesados en la vacuna que produciría la Argentina

Los ministros de relaciones exteriores y de salud de América Latina participaron en una cumbre encabezada por Solá y Ginés González García para detallar un plan de trabajo para distribuir la cura del Covid-19.

Efecto AstraZeneca: 17 países estaban interesados en la vacuna que produciría la Argentina

Efecto AstraZeneca: 17 países estaban interesados en la vacuna que produciría la Argentina

El ministro de Relaciones Exteriores, Felipe Solá, y el ministro de Salud, Ginés González García, sostuvieron el lunes una videoconferencia con cancilleres y funcionarios de salud de unos 17 países de la región interesados en obtener la vacuna contra el coronavirus que se producirá poco después de que se llegara a un acuerdo entre un laboratorio argentino y otro mexicano con la empresa AstraZeneca y la Universidad de Oxford.

Los funcionarios de Chile, Colombia, Costa Rica, Cuba, la República Dominicana, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Haití, Honduras, Jamaica, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, Uruguay y Venezuela expresaron su voluntad de adquirir la vacuna una vez que se completaran con éxito los ensayos de la fase III, durante una reunión copatrocinada por la Secretaría de Relaciones Exteriores de México en el marco de la Comunidad de Estados Latinoamericanos (Celac), la plataforma que los Presidentes Alberto Fernández y Andrés Manuel López Obrador decidieron promover para alcanzar acuerdos a nivel regional.

Durante el encuentro, Solá aseguró que «ahora hay un horizonte y podemos planificar con mayor certeza la economía, los proyectos de vida y las relaciones entre los países latinoamericanos», que actualmente sufren con mayor violencia la crisis sanitaria provocada en estas latitudes tras el desembarco del Covid-19.

Solá y su homólogo azteca, Marcelo Ebrard, elogiaron a los empresarios Hugo Sigman y Silvia Gold, propietarios del laboratorio de mAbxience, que fueron seleccionados por Oxford para participar en la producción del antídoto, y al magnate Carlos Slim, que prestó apoyo económico al proyecto.

Alberto Fernández y su homólogo mexicano, Andrés Manuel López Obrador, anunciaron la semana pasada el acuerdo entre la Universidad de Oxford, la empresa farmacéutica sueco-británica Astra Zeneca y los laboratorios argentino y mexicano para producir 150 millones de vacunas en una primera fase en los primeros meses de 2021 y 250 millones en una segunda fase a un costo de entre 3 y 4 pesos por dosis.

Las vacunas estarán disponibles no sólo para ambos países, sino para toda América Latina, con la excepción de Brasil, que ya ha llegado a su propio acuerdo y es el mayor ausente en las conversaciones del Celac, donde ha decidido no participar en la negativa de la presencia del canciller venezolano Jorge Arreaza, representante de Nicolás Maduro.