Saltar al contenido

El BICE concedió una línea de anclaje al Nuevo Banco del Chaco

Su objetivo es financiar proyectos de inversión productiva, compra de bienes de capital y operaciones de arrendamiento financiero de empresas locales. Fue anunciado por el presidente del banco, José Ignacio De Mendiguren, y el gobernador de la provincia, Jorge Capitanich.

El BICE concedió una línea de anclaje al Nuevo Banco del Chaco

El BICE concedió una línea de anclaje al Nuevo Banco del Chaco

El BICE aprobó la apertura de una línea de financiamiento para el Nuevo Banco del Chaco para financiar proyectos de inversión productiva, compra de bienes de capital y operaciones de leasing de empresas locales. Así lo anunciaron esta mañana en un acto virtual el presidente del banco, José Ignacio De Mendiguren, y el gobernador de la provincia, Jorge Capitanich.

«Con esta línea duplicaremos el impacto de nuestros préstamos en la provincia. Este es un primer paso en nuestro trabajo con el Chaco y abre un importante camino de sinergia y trabajo conjunto a través de los instrumentos de los que dispone el Banco», dijo Mendiguren.

A través de su canal de segundo piso, el BICE proporcionará financiación a mediano y largo plazo al Banco Provincial para que la Entidad pueda profundizar su apoyo financiero en la región.

Capitanich por su parte dijo: «Queremos expresar nuestro especial agradecimiento por esta línea de crédito. Creemos que el BICE es una plataforma excepcional porque tiene una perspectiva regional y queremos crear sinergias entre el Banco y los instrumentos que hemos desarrollado en la provincia para financiar todos los proyectos productivos relacionados con la agroindustria y otros sectores de nuestra provincia».

Los préstamos que el nuevo Banco del Chaco podrá otorgar a sus clientes beneficiarán a las PYMES y a las grandes empresas. Se utilizarán para inversiones productivas, compra de bienes de capital y operaciones de arrendamiento financiero.

A la reunión también asistieron el Ministro de Producción, Industria y Empleo del Chaco, Sebastián Lifton, el Presidente del Banco del Nuevo Chaco, Federico Muñoz Femenía, el Vicepresidente del BICE, Miguel Peirano, los Directores Carlos Brown y Kelly Olmos y el Director General Gabriel Vienni.

Como banco de desarrollo, al principio de la pandemia, el BICE se centró principalmente en el apoyo financiero a las PYMES afectadas por la situación. En este marco, introdujo por primera vez líneas de capital de trabajo y gestionó el FOGAR, a través del cual el Ministerio de Desarrollo Productivo concedió garantías de préstamo por valor de 120.000 millones de pesos para pagar los salarios de las microempresas.

Hoy, que se centró en la reactivación productiva de las empresas, amplió la duración de su línea de capital de trabajo a 36 meses con un período de gracia de hasta seis meses. Además, recientemente ha introducido dos nuevas líneas de arrendamiento: una para los municipios para la compra de insumos esenciales para combatir la pandemia, y otra para las PYMES con una tasa de interés fija en pesos para la compra de equipos, que recibe un bono de los fabricantes.