Saltar al contenido

Para Lanata, la carta de Cristina Kirchner «podría resumirse en tres palabras: ‘a los barcos'».

El periodista y conductor analizó algunos de los temas más importantes de la semana pasada durante una nueva emisión de su programa Caja de Periodismo para Todos, la carta del ex presidente, los embargos de tierras y el subsidio ofrecido por la provincia de Buenos Aires para desalentar este delito, entre los que destacó.

El periodista y presentador Jorge Lanata, durante una nueva emisión de su programa Periodismo para Todos Box el domingo por la noche, analizó algunos de los temas más importantes de la semana pasada, incluyendo la carta de Cristina Kirchner, las confiscaciones de tierras y los subsidios ofrecidos por la provincia de Buenos Aires para disuadir de este crimen.

«Antes del décimo aniversario de la muerte de Néstor, Cristina publicó una carta a través de las cadenas. Era largo, al estilo de las redes nacionales de Cristina, pero en versión de carta. Pasamos toda la semana tratando de averiguar lo que Cristina quería decir. Los 18.000 caracteres de la carta se podrían resumir en tres palabras: «a los barcos», comenzó Lanata su monólogo habitual.

Y añadió: «Cristina se lo presentó al presidente Alberto Fernández. Alberto dijo que él y Cristina son la misma persona. Cristina llenó el gobierno con su gente. Alberto eligió la salud por encima de la economía y fracasó en ambas. Ahora Cristina dice que él es el que gobierna y ella no tiene nada que ver.

Por otra parte, Lanata comentó sobre el subsidio otorgado por el gobernador de Buenos Aires: «Kicillof ofreció un subsidio de 50.000 pesos por mes durante tres meses – que puede extenderse a seis meses – para desactivar los disparos. Los primeros en dejar Guernica recibieron 15.000 pesos. Moraleja: «Quedarse hasta el final es un precio», siguió Lanata.

Cuando se recogió la subvención dijo: «¿Cuál es el procedimiento, ir al ayuntamiento y decir ‘hoy me he despertado porque quería usurpar’ y te dan los 50 lucas? Por supuesto que hay dos líneas en la comunidad: una para los que ya han tomado y otra para los que quieren tomar.

Y concluyó: «Los Motochorros exigen 100 Luke al mes para detener los robos. Los secuestradores con 10 teléfonos móviles al mes son fijos. Y los ciberdelincuentes, pondrán el dinero en una cuenta para poder robarlo ellos mismos. Al final, con todo el alboroto, los K no pudieron leer el libro del hermano de Macri.

Finalmente, Jorge Lanata se refirió al conflicto de la familia Etchevehere por la posesión de los campos del rancho Casa Nueva. Primero se refirió a la declaración de Fernández, quien aseguró que era «una disputa familiar entre gente rica». «Alberto, no hables así de los ricos, porque cuando vuelvas a Puerto Madero, donde vives, de qué diablos vas a estar rodeado», dijo.

Con respecto a la toma de posesión, destacó las acciones de los responsables de llevar a cabo la usurpación. Entre ellos destacó un altar para el Gauchito Gil y un huerto a la sombra de eucaliptos. «La gente de Grabois tiene menos tierra que en el microcentro», dijo en su monólogo.