Saltar al contenido

Traverso: «Queremos evitar las maniobras que alimentan la fuga de divisas y afectan a la industria y el empleo»

En un diálogo con El Cronista, la Directora General de Aduanas, Silvia Traverso, destacó los esfuerzos que está realizando el organismo para detectar la subfacturación de las exportaciones y la sobrefacturación de las importaciones. Indicó que están trabajando para simplificar los procedimientos y reducir los costos del comercio exterior.

Traverso:

Traverso: "Queremos evitar las maniobras que alimentan la fuga de divisas y afectan a la industria y el empleo"

En las últimas semanas, el gobierno ha tratado de evitar las operaciones de comercio exterior para proteger el dólar. Las aduanas descubrieron la triangulación y la sobrefacturación de las barbijos y están investigando a 160 importadores del sector de la salud y otros sectores.

En una entrevista con El Cronista, la Directora General de Aduanas, Silvia Traverso, dijo que estaban trabajando para «simplificar los procedimientos para favorecer las exportaciones» y reducir el tiempo y el costo de las operaciones.

¿Ha aumentado la subfacturación y sobrefacturación de las operaciones debido a las tensiones del tipo de cambio?

La brecha del tipo de cambio proporciona incentivos para este tipo de maniobras. Al principio de la administración, observamos que se había reducido parte de la capacidad que tiene la aduana para controlar y vigilar estas operaciones. Por ello se reactivaron instrumentos como los valores de referencia, que son esenciales para detectar una posible subfacturación de las exportaciones. En cuanto a la importación, hemos reforzado los controles sobre los valores declarados. Descubrimos varios casos con valores muy por encima de los valores de mercado y lanzamos una investigación al respecto.

¿Qué resultados ha obtenido hasta ahora?

Al importar barbijos, por ejemplo, presentamos una denuncia penal contra una empresa que los importaba de China y los volvía a facturar en Panamá. Se declararon en la aduana china a 1,20 pesos, pero aquí dijeron que los barbijos costaban 3,60 pesos, tres veces más. Se trata de una triangulación, que por el monto del recargo no justifica una mediación comercial de la empresa panameña. Por eso presentamos la denuncia y actualmente está siendo investigada.

¿Es un incidente aislado o hay otros casos?

– No, también estamos investigando a unos 160 importadores de los que también sospechamos que tienen sobrecargadas las barbijos, pero la investigación sigue en curso. Queremos evitar las maniobras ilegales que no sólo fomentan la salida de divisas sino que también afectan a la industria nacional y al empleo.

¿Hay planes para añadir nuevos elementos para los valores de referencia de exportación?

Sí, analizamos todas las partidas arancelarias y añadimos nuevos valores de referencia. En estos días, el de peras y manzanas está a punto de ser publicado. Antes de definir cada uno de ellos, nos reunimos con los exportadores del sector para ver si los valores corresponden a los precios de mercado.

¿Ha habido más importadores desde que se amplió el diferencial de tipo de cambio?

Hay alrededor de 28.000 a 29.000 importadores, pero no ha habido cambios significativos en los últimos meses. Además, nadie puede registrarse como importador a menos que tenga un cierto nivel de solvencia.

¿Qué medidas ha tomado la aduana para simplificar los procedimientos?

Muchos de los procedimientos que se realizaron en persona se pueden llevar a cabo a través de la plataforma informática. El procedimiento de inscripción en el Registro de Importadores y Exportadores se ha digitalizado completamente. Esto incluye la adhesión al programa de Operador Económico Autorizado (OEA), la autorización de aduanas domiciliarias y diversos procesos relacionados con los sistemas de información de los depósitos fiscales.

¿Cómo reducirá los costos en materia de aduanas?

– Estamos en el proceso de reconfigurar las herramientas a nuestra disposición y actualizar los modelos y métodos. Esto mejorará los procesos y reducirá el tiempo y los costos para los agentes del comercio exterior. Y estamos trabajando con las otras ramas del gobierno para simplificar los procedimientos de exportación.

¿Hay controles especiales para las mercancías que entran al país desde un destino debido a la pandemia? No, no hay restricciones en cuanto al riesgo sanitario. Aplicamos los mismos controles a todas las mercancías, independientemente de su país de origen. Trabajamos sobre la base de la gestión de riesgos, lo que nos permite hacer una selectividad inteligente para los controles basados en diferentes patrones de riesgo, que tienen muchas aristas.

¿Cómo combatir el contrabando y el tráfico de drogas en una frontera «porosa» como la del norte del país? Hemos confiscado más drogas que el año pasado, a pesar de que las fronteras se han establecido durante varios meses para transportar únicamente mercancías. De hecho, para septiembre habíamos incautado casi 3.500 kilos de marihuana y más de 600 kilos de cocaína. Esto es un 85% más que en los primeros 8 meses de 2019.