Saltar al contenido

Un congresista que asistió a la sesión del jueves tiene coronavirus

Este es Julio Sahad de La Rioja, uno de los 50 miembros de la Cámara Baja que, la semana pasada, participó en el debate, que duró más de 9 horas, en persona.

MEP

PRO Julio Sahad anunció esta mañana que está infectado con el coronavirus. Es el tercer miembro de la Cámara de los Comunes que da positivo, pero su caso es preocupante porque fue uno de los 50 diputados que estuvieron en el palacio la semana pasada para asistir a la sesión en la que se aprobaron tres leyes.

«Quiero informarles que hace unas horas confirmaron el diagnóstico de Covid-19 como positivo», dijo el riojano esta mañana desde su cuenta de Twitter. Dicho esto, aseguró que «siempre» había tomado las precauciones necesarias para el viaje y que cada vez que entraba en su provincia, «se ponía a disposición de las autoridades competentes de conformidad con el protocolo».

En este contexto, Sahad dijo que el sábado, cuando regresó a su provincia, se sometió a una prueba de frotis que finalmente dio un resultado positivo. Así completó el panel de diputados con Covid-19, siendo los dos primeros Walter Correa y Federico Fagioli.

Cabe mencionar que el diputado había ido a la capital federal para participar en la sesión virtual más extensa desde la introducción de esta modalidad, como parte de la cuarentena ordenada por las autoridades ejecutivas para contener las infecciones.

La sesión en la que se aprobaron tres leyes duró más de nueve horas y a ella asistieron cincuenta diputados, incluido el propio Sahad, en el recinto.

Hasta el momento, no se conocen las medidas a aplicar por la Cámara presidida por Sergio Massa. Esta noticia se suma al anuncio hecho por el Presidente Alberto Fernández el viernes en el que anunció el endurecimiento de la cuarentena que se aplicará a partir de este miércoles hasta el 17 de enero y que fue anunciado oficialmente esta mañana en el Diario Oficial.

El 13 de mayo, el día de la primera reunión virtual en la Cámara de Representantes, Sahad había expresado que los diputados debían reunirse «en persona».